Favorece un juez a televisora (Reforma)


Por Víctor Fuentes, publicado en Reforma

Las decisiones del juez 32 civil del Tribunal Superior de Justicia del DF han frenado constantemente que Dish transmita los canales de televisión abierta de Televisa.

El 4 de septiembre, el juez José Guadalupe Mejía Galán concedió a Televisa una “medida cautelar” en la que ordenó a Dish abstenerse de transmitir esos canales, no obstante que la reforma Constitucional en materia de telecomunicaciones ordena de manera específica que se realice dicha transmisión,

Pero esta no fue la primera vez que Mejía favoreció a Televisa. El 7 de diciembre de 2011, el juez dictó una medida similar, en la que ordenó a Dish abstenerse de comercializar o arrendar los dispositivos que usan sus clientes para recibir el servicio, con el argumento de que podrían facilitar la retransmisión de canales de Televisa.

Dish promovió un amparo. El pasado 30 de mayo, el juez federal Salvador Calvillo declaró ilegal la medida cautelar otorgada por Mejía Galán, porque desde el momento en que recibió la demanda de Televisa, le otorgó a esta empresa todo lo que pedía, sin que se hubiera tramitado siquiera el juicio ni se hubieran analizado las pruebas.

“El actuar del juez responsable no está jurídicamente permitido”, afirmó Calvillo. “La medidas cautelares no significaron mantener los hechos en el estado que guardaban para conservar la materia del litigio, sino que significaron una modificación de tales hechos, al impedir el desarrollo de una parte de la actividad empresarial de televisión restringida de Dish”.

El criterio de la justicia federal no impidió a Mejía beneficiar otra vez a Televisa, que amplió la demanda de 2011 cuando Dish empezó a transmitir sus canales, a principios de septiembre pasado.

Ante la nueva prohibición dictada por Mejía en septiembre, Dish promovió otro amparo, que también fue enviado al juez Calvillo, quien el 4 de octubre otorgó una suspensión definitiva que permitiría mantener la transmisión de los canales de Televisa mientras se resuelve el juicio.

Ver nota original

Anuncios

3 comentarios sobre “Favorece un juez a televisora (Reforma)

  1. Televisa argumenta que al retransmitir los canales 2, 5 y 9 sin que existiera una resolución del Ifetel, Dish viola parte de la reforma y los derechos de autor de la televisora. Sin embargo, la nueva legislación establece que el “must carry” es obligatorio para todos los sistemas de televisión de paga transmitir la señal abierta, y el “must offer” como compromiso de que todos los concesionarios de televisión abierta deben estar en la disposición de dar a los competidores sus canales de forma gratuita.
    En muy poco tiempo Dish se convirtió en una fuerte competencia para SKY, empresa que, aunque aún mantiene una fuerte presencia dentro del mercado, se ha visto afectada por el crecimiento de esta cablera. No por nada creó un nuevo paquete más económico con el cual llegar a ese sector que Dish aprovechó para posicionarse de la forma en que lo ha hecho. ¿Qué podía hacer SKY para competir con Dish? Ofrecer por un precio similar un servicio que, además de brindarle a sus suscriptores los canales más vistos de la t.v por cable, le diera a la gente lo que Dish no ofrecía: los canales de televisión abierta. Sin embargo ¿qué pasa cuando la nueva legislación te obliga a dar tus canales gratuitamente a tus competidores? Se acaba el negocio. Televisa lo sabe, cómo podría competir con Dish ahora que su servicio es igual pero más barato. Cuando se empezó a plantear la reforma, Azcárraga decía mostrarse optimista ante las nuevas oportunidades de competencia y oferta en beneficio de los consumidores ¿qué pasó con esa actitud positiva?
    Que el juez favorezca a la televisora es sólo una muestra de que aunque la ley esté ahí, a los poderes fácticos no se les puede quitar eso, su poder sobre el mismo Estado que parece estar cada vez más distante del pueblo para obedecer a los intereses de unos cuantos.

  2. El sistema permite este tipo de arbitrariedades. Es importante destacar que los medios de comunicación buscan vender sus transmisiones, entonces ¿cuál es el problema en que Dish no pueda transmitir la tv abierta? El problema es que no ha llegado a los términos económicos que le convienen al capitalismo y monopolio televisivo como lo es Televisa.
    El medio está por encima de la ley, los intereses no basta con cuestiones económicas, sino que el ámbito político es muy importante, ya que este beneficia, a través de concesiones, a las televisoras a cambio de que sean transmitidas y apoyadas sus campañas políticas.
    Este es un juego en el que, hasta el momento Dish tiene muchas cartas bajo las mangas, pero Televisa tiene al poderoso en sus manos que impedirá que el de los bajos costos, el que no cede a los chantajes y caprichos de quienes controlan los medios de comunicación audiovisuales, gane una batalla “legal”.

  3. El enfrentamiento entre los gigantes de la televisión contra Dish parece no tener fin. Desde que comenzó su servicio no ha logrado librarse de esta batalla, donde los intereses son las principales armas con las cuales hay que atacar. La resolución es complicada, ya que dar espacio a que se transmitan los canales de Televisa significaría perder ante el enemigo.
    Ante este panorama, ¿dónde queda la libre competencia? Si la reforma de telecomunicaciones contemplaba una apertura a los medios, es obvio que las leyes no son obstáculos bastante fuertes para que los dueños de éstos sigan haciendo lo que quieran. Por si fuera poco, la justicia y los políticos tampoco son de gran ayuda, ya que también se detecta la inclinación hacia cierta televisora.
    Sin embargo, aparte de que esta batalla denota el duopolio ya conocido, resulta destacable el porqué hay tanto interés en estos canales. ¿Por qué emprender batallas legales por obtener las transmisiones de televisión abierta? La respuesta es sencilla. La mayoría de la población mexicana prefiere la programación ofrecida por Televisa y Tv Azteca, a pesar de que con la televisión de paga se obtiene una amplia gama de opciones para ver.
    Entonces, ¿de qué sirve tener tanta oferta? O incluso, ¿para qué tener televisión de paga? Esto es algo que Dish comprendió. Si no puede ofrecer dentro de sus canales los más conocidos por la población, entonces el negocio no resulta, aún con sus precios económicos. Por tanto, antes de cuestionar las acciones de Televisa, es necesario también darse cuenta de quiénes son los que lo fomentan. La preferencia del público es la que finalmente dicta la decisión.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s